Perro de mujer ladra frenéticamente hacia las piedras: El descubrimiento en la tierra le congela su corazón

Unas horas después de que el pequeño Matthew viniera al mundo, lo abandonaron.

Lo peor de todo es que no lo dejaron en un centro de acogida ni nada similar, lo enterraron vivo…

Hace 20 años, la persona que lo abandonó hizo una tumba en carretera de senderismo en Altadena, California, y su finalidad era abandonar al bebé.

De la madre que abandonó al pequeño no se sabe nada ni se le capturó, no se sabe su paradero.

Ese mismo día Azita Milanian estaba realizando su cardio junto a sus perros por un sendero que estaba muy próximo a su casa.

De pronto uno de los perros comenzó a olfatear y escarbar en el suelo para encontrar algo.

Azita se aproximó a la montaña de arena donde su perro estaba tan interesado en buscar, ella pensaba que sería un ratón o algo similar pero cuando miró mas de cerca se quedó en shock.

No era capaz de creer lo que estaba viendo cuando de pronto visualiza unos pies diminutos que asomaban de la tierra.

Sin pensarlo empezó a escarbar rápidamente y con fuerza para sacar al bebé. Con el susto no sabia exactamente si seguía vivo o no.

”Comencé a gritar. Estaba envuelto en una toalla y allí adentro había un bebé”, cuenta Azita.

En ese momento su móvil no tenia cobertura para poder llamar a emergencias, así que decidió correr hasta una carretera de mas transito para que un coche parara.

El conductor que paró para llevarla fue lo mas rápido que pudo a la policía mas cercana, mientras Azita intentaba limpiar al bebé

Se notaba que el bebé necesitaba el calor humano.


”Me tomó la mano y dejó de llorar. Fue enormemente emotivo”, recuerda Azita.

Azita pensaba todo el rato que persona era capaz de hacer algo así con un bebé que era de su propia sangre.

La ayuda llegó rápido y después de ser atendido por los médicos, finalmente Matthew sobrevivió.

El pequeño campeón fue adoptado por una familia de bien. Pero por desgracia nunca pudo agradecerle a la persona que le había salvado la vida.

El pequeño Matthew no sabia como habia llegado a este mundo y por las dificultades que habia pasado hasta que fue mayor y sus padres adoptivos se lo contaron.

”Y entonces me contó toda la historia y apenas creía lo que estaba oyendo. Tras volver a casa comencé a investigar un poco. Les conté a todos mi historia y me sentí bien al saber que había sobrevivido a lo imposible”, dice Matthew.

El joven quería encontrar a la persona que le había salvado la vida ya que se sentía eternamente agradecido.

Se encontraron después de 20 años

Azita siempre había querido conocer como había acabado Matthew pero le fue imposible. Cuando fue adoptado perdió todo el contacto con el pequeño.

Estuvo bastante triste pero se alegró muchísimo cuando le dijeron que había sido adoptado por una buena familia.

La radio Ryan Seacrest colaboró con Matthew para encontrar a Azita. Lo invitaron al estudio y grabaron el reencuentro.

Azita dijo que había esperado 20 años para verlo.

”Eres como me lo imaginaba. Me imaginaba tu tamaño. Gracias por aparecer en mi vida, me la cambiaste. Sabía que nos íbamos a encontrar de nuevo. El día que encontré a Matthew confirmé mi creencia. Dios nos unió para un propósito mayor”.

Matthew le prometió a Azita que la mantendría en contacto para que pudieran verse mas a menudo.

En este vídeo puedes ver el momento de su reencuentro: 

La historia es impactante y conmovedora, menos mal que finalmente tuvo un final feliz para ambos.

¡Comparte esta historia si estas contento porque Matthew tuviera una segunda oportunidad para vivir!

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese:


Deja tu comentario